¡No dejes de desayunar! Conoce la importancia de comer en la mañana

09-15-2016

Seguramente alguna vez has escuchado decir que el desayuno es la comida más importante de todas, pero el día a día se mueve tan rápido que lo más probable es que te levantas corriendo y solo tomas una taza de café o simplemente comes un emparedado con queso.

Pues presta un poco de atención y entérate de la verdadera importancia de un buen desayuno, para que de ahora en adelante te tomes el tiempo ideal para disfrutar de un buen manjar mañanero.

Es importante destacar que por ser la primera comida del día, aporta la energía necesaria para iniciar la jornada con mucha vitalidad, además, favorece el rendimiento físico e intelectual, la concentración y por supuesto la memoria. Y por si fuera poco, comprende el primer alimento en el organismo después de descansar entre 8 a 10 horas. Por lo tanto, en ese transcurso nos despertamos bajo un proceso de ayuno nocturno y lo ideal es reponer las energías que el cuerpo ha consumido durante toda la noche.

Es fundamental desayunar al menos media hora después de despertar, así se contribuye a repartir la ingesta de calorías y el organismo metaboliza mejor los azúcares. Con una porción de proteína y un bocado sólido se recargará la glucosa que activa el organismo.

Médicos señalan que las personas que apartan el desayuno o lo olvidan tras un día fuerte de trabajo manifiestan alteraciones en el estado de ánimo, poca energía y falta de memoria. Tomando en cuenta ello, es indispensable ingerir un desayuno balanceado con productos lácteos como leche o yogurt ya que contienen vitaminas, proteínas y calcio.


Asimismo incluir cereales o pan ya que brindarán carbohidratos al organismo que son esenciales para tener energías. Las frutas también proporcionan fibra, vitaminas y minerales sobre todo las pulpas.


Pequeñas cantidades de queso, productos derivados de las carnes y bebidas estimulantes como el té o café también pueden incluirse de forma habitual.